logo reorden, Consultoría de Orden Personal, Organización Profesional, Acompañamiento Emocional

Artículo Ampliado

DETOX Emocional para emprender con el mínimo esfuerzo

  • Publicado el 08 de Mayo de 2023
  • |
  • GESTIÓN EMOCIONAL
  • 950

DETOX Emocional para emprender con el mínimo esfuerzo

Tanto en lo personal como en lo profesional son nuestros limites emocionales los que nos impiden lograr lo que deseamos...

La invitación de Beatriz Martín a su podcast SER VISUAL no pudo dejarme indiferente. Para el día del trabajador me propuso ser la voz que motive a “mirar-se dentro” a su comunidad de emprendedores, para darle sentido a eso de “tu negocio crece en la medida en que tú eres capaz de crecer como persona” y entender cómo hacer este trabajo interno es imprescindible para el buen funcionamiento de nuestra vida profesional en el medio y largo plazo.

Durante 25 minutos, siguiendo las preguntas de Beatriz he ido compartiendo mis aprendizajes vitales para que tu proceso de evolución tanto personal como profesional sea fácil y fluido. Aquí parafraseo las ideas fundamentales (y al final el audio-video):

¿Cómo de importante es nuestra evolución interna para que nuestros negocios vayan bien?

Cuando no tienes los resultados que quieres, te ves forzad@ a mirar dentro y ver qué pasa, porque siempre tu negocio y todas las áreas de vida van a reflejar cómo estás tú por dentro. Siempre que hay algo que no te guste como va, es una oportunidad o invitación de la vida a profundizar. A veces va ligado de cierto dolor ese empuje a la introspección. Por eso yo invito a hacer u proceso Inside-Out que te permita llevar todas las áreas de tu vida en orden y armonía, luciendo, brillando. Pues para que sea sostenible y disfrutable a largo plazo, todo proceso debe ir desde dentro hacia afuera y debe ser constante para proporcionarnos una base sólida desde la que funcionar.

¿Cómo aterrizamos esto de trabajar desde dentro hacia afuera?

Quiere decir que, en vez de luchar materia contra materia en el mundo material, en el exterior, y esforzarnos hasta la extenuidad, entendamos que el verdadero trabajo y el verdadero éxito y la verdadera satisfacción están hacer lo justo al revés. Poner el foco en nuestro interior, conectar con aquello que deseamos, y que obviamente requiere hacer una limpieza previa de todo lo que nos está limitando, para poder dirigirnos hacia nuestros sueños que es lo que realmente nuestra alma está destinada a materializar. Lo ideal es hacerlo desde un estado de meditación, en que vamos a producir cambios en nuestro interior, a nivel celular y a nivel neuronal, y eso es lo que va a hacer posible que en el mundo exterior se vayan dando las sincronicidades que hagan posible que nuestros sueños se den aplicando la ley del mínimo esfuerzo. Esto funciona si tenemos foco, confianza (ya la ciencia lo demuestra), y sostén de alguna persona si lo necesitas.

¿Cómo de necesaria es la limpieza general interna para poder empezar limpios y desde un estado tranquilo desde el que enfocarnos?

El DETOX Emocional es un programa personalizado de transformación para recuperar nuestro poder personal. Explicar desde el orden físico, cuando vamos a ordenar un espacio lo más fácil es vaciarlo primero y luego seleccionar lo que realmente me interesa, me gusta y me hace feliz, y volver a llenar el espacio solamente con esas cosas y colocarlas de manera bonita, que lo vea todo, etc. Esto a nivel interno, de creencias que están ancladas en pensamientos recurrentes y en emociones, es exactamente igual. Nos toca hacer un trabajo de conciencia para ver cuáles son esas creencias que nos están limitando, esos pensamientos recurrentes con los que nos manchamos día a día y esas emociones que saltan en automático, pues todo ellos nos están impidiendo ser quienes realmente somos. Todo esto nos ha condicionado desde pequeñitos, tras absorberlo de nuestro entorno sin ningún tipo de filtro. Y si bien nos han servido para sobrevivir en un momento dado, llega un momento en la vida en el que nos damos cuenta de que nos está limitando, por ejemplo, el miedo, la tristeza, la rabia, etc.

Y una de las creencias más arraigadas que tenemos es la de “esfuérzate más para conseguir más” e invito a todo el mundo a que la suelte, porque en cuanto te vas liberando de creencias como esta, puedes sustituirlas por creencias muy diferentes y mucho más que potenciadoras, como, por ejemplo: “fluye haciendo lo que te gusta y tendrás los resultados que deseas”. No se trata de no trabajar, sino de disfrutar haciendo lo que haces, sea lo que sea lo que escojas. De hecho, la vida te va a ir proporcionando las oportunidades de manera mágica cuando estás en esta línea.

Por eso no, no me puedo resistir a ofrecer este programa de entrenamiento de liberación emocional, de forma personalizada (o en grupo junto al creador del método). Entre los dos estamos haciendo llegar esta nueva propuesta de vida a todo el mundo. Porque nuestro propósito vital es que la gente sea más feliz, sufra menos, se lo ponga fácil y estemos todos rodeados de disfrute y de realización personal y profesional, que es algo que el mundo necesita mucho. Dejar de ver personas estresadas, desbordadas y sobre todo infelices. Porque uno puede estar desbordada de trabajo en un momento puntual, pero haciéndolo con felicidad, con gusto… que no es lo que estamos viendo. Por eso mi misión y propósito es hacer llegar este mensaje de esperanza a todo el mundo y tratar de ser yo también ejemplo de ese cambio que ya estoy viviendo en mí, y en las personas que las están poniendo en mis manos para hacer este DETOX Emocional, mental y conductual para poder crear la vida que deseamos.

¿Supone un arduo trabajo meternos en profundidad a quitar toda la basura interna, para acabar descubriendo lo que somos y lo que queremos?

Este DETOX sería el único trabajo que tenemos que hacer, y tampoco requiere un esfuerzo muy grande en realidad, porque está muy bien pautado para que pueda ser bastante fluido y además contando con mi acompañamiento y soporte que lo haga posible. Es una invitación a que no dependas realmente de alguien, sino que te hagas, cuanto antes, autosuficiente terapéuticamente hablando, siendo muy consciente del trabajo que estás haciendo, y de su base científica.

Importante matizar, que muchas veces no sabemos si lo que hacemos realmente lo estamos haciendo porque queremos o porque creemos que queremos. Debemos plantearnos si realmente queremos hacer las cosas, sin esperar a llegar a un momento de sufrimiento extremo. Mi propósito es facilitarle la vida a los demás para que nadie sufra tanto.

A veces el dolor es una puerta o una ventana a un salto evolutivo o cuántico, un despertar de conciencia. Yo invito a que despertemos sin tener que hacer uso del sufrimiento extremo. Notar que no estamos disfrutando de algo debería ser suficiente para decir “por ahí no”. Hacer una introspección para darnos cuenta de lo que realmente queremos. A veces es más fácil saber qué es lo que no queremos, es decir, todo aquello que hacemos en el día a día con lo que no disfrutamos. Cuando nos limpiamos de todo eso, es mucho más fácil, desde ese ese vacío (que es a lo que más tenemos muchas veces), ver con lo que sí resonamos y empezar a notarlo, y a sentirlo y a verlo y a conectar con ello cuando estamos en ese vacío, al conectar con las infinitas posibilidades que nos ofrece el universo cuántico. Y podemos llegar hacia ello, libres sin cargas, ni obstáculos, ni límites ni condicionamientos de ningún tipo.

Obviamente, esto es un proceso (que va a durar toda la vida), cuyos primeros pasos, que yo planteo en 35 días (5 semanas), ya van a ser un impulso brutal en el que ya se van a dar muchísimos cambios y vemos que efectivamente ES POSIBLE.

El gran trabajo es interno, no es externo. Dejar de poner el foco en el mundo externo, en el entorno, en las circunstancias, dejar de victimizarnos con eso, y ser creadores de nuestra vida. Poner el foco de atención en nuestros sueños, en quiénes somos de verdad. Porque no podemos tener un sueño que nuestra alma o haya venido aquí a realizar, y nuestra responsabilidad es llevarlo a cabo. Y para ello tenemos que estar totalmente libres de cargas y de condicionamientos.

¿Por dónde empezamos a aplicar la ley del mínimo esfuerzo para vivir de forma más ligera, cuando tenemos un exceso de acción y no llegamos a todo?

Precisamente el exceso es uno de los límites o autosabotajes que inconscientemente creamos para no poder avanzar hacia dónde deseamos. Y aquí es donde está la clave. Porque la acumulación extrema se puede dar en todas las áreas de vida, por ejemplo, desde la acumulación de calcetines hasta el infinito, hasta la lista de tareas por hacer en el tema del emprendimiento, o la cantidad de personas tóxicas que podemos tener a nuestro alrededor.

Realmente podemos conectar con la necesidad de un cambio precisamente cuando vemos ese exceso, cuando sentimos “no puedo llegar a todo”.

En cuestión de orden, la metodología que recomiendo implica 3 pasos: aceptar, soñar, crear. No puedes crear un orden que deseas, si antes no sabes qué orden quieres, y si antes no has aceptado el punto en el que estás, que es lo más importante. Si hay un exceso, ¿cuáles son las causas de ese exceso?, ¿cómo me siento? A partir de esas reflexiones detectas efectivamente todos esos pensamientos que te están boicoteando, todas esas creencias limitantes, todas esas emociones que te hacen perder energía. Es desde esta conciencia desde donde puedes hacer un trabajo de limpieza, para luego soñar lo que quieres y luego crearlo.

Esta metodología se puede aplicar al orden de nuestra agenda, de nuestras relaciones personales, etc. Empezamos por ver lo que pasa, lo que tenemos, para qué lo tenemos, etc. Reflexiones así de simples, nos llevan a resultados muy interesantes.

Es fundamental desmontar creencias, darles la vuelta. Por ejemplo: transformar “no me da tiempo a todo”, en “tengo tiempo para todo aquello que realmente quiero hacer”. Pero es un trabajo que no se puede quedar a nivel mental porque no sería sostenible, porque simplemente nos estaríamos metiendo una idea más a la cabeza. Para erradicar realmente una creencia tenemos que hacer un trabajo a nivel subconsciente para que quede grabado en la memoria implícita, y para eso, obviamente tiene que haber hueco, y tenemos antes que haber sacado, soltado, o desmemorizado la creencia anterior. Así logramos eliminar o disminuir la adicción emocional a ese sufrimiento o frustración al que ya nos hemos hecho adictos desde pequeños, o en una etapa posterior, incluso ya cuando estamos emprendiendo porque la sociedad nos empuja a hacer más y más y más. Pero una vez liberados de nuestros bloqueos emocionales somos capaces de realizar muchos cambios a nivel interno que van a tener su resultado fuera. Va a ser mucho más fácil desde ahí, conectar con lo que realmente queremos… por ejemplo a nivel de agenda, con lo que realmente es prioritario para mí, lo que realmente quiero hacer… Estar haciendo cosas que no queremos hacer es una invitación a ver al menos desde dónde lo hacemos o si realmente tiene un fin concreto. Y luego la parte de crear el orden e agenda o del despacio, es mucho más sencillo. ¿Y por dónde empezar? Por lo mismo, por el trabajo interno, sobre todo ver qué pasa, por qué me pasa y qué creencias, pensamientos y emociones hay de base para poder trabajar con ellas….

Te remito al audio-video para escucharlo completo, con ejemplos y confesiones propias… para impulsarte a comenzar ya tu DETOX Emocional en formato individual o grupal.


¿Te ha gustado? ¡Compártelo!


Sobre el Autor

Marta Aguilar Ruiz

Marta Aguilar Ruiz

Consultora Integral de Vida

Guía y acompañante motivacional en Procesos de Conciencia y Liberación Emocional. Formadora en mejora del rendimiento y la productividad a través de cursos bonificados para empresas. Creadora y acompañante-coach de viajes de Transformación Personal y Vital. Coach Profesional bilingüe con Inteligencia Emocional y PNL. Consultora Financiera (ICEA) y Organizadora Profesional (U.S.A.), especializada en Educación-Planificación-Independencia Financiera, Trastorno por Acumulación (U.K.) y Prevención del Maltrato, con Movilidad Geográfica Internacional

Comentarios


Enviar Comentario

¡Su comentario ha sido enviado correctamente!